Ahora resulta que Boudou y compañía son unos buenos muchachos

Si Boudou y otros ex funcionarios están libres, para no discriminar “larguemos” a todos los presos sin condenas que son el 60% de los presos que tienen delitos menores que estos personajes, pero lo que los diferencia es que son pobres. Los poderosos cumplen sus libertades en mansiones y los otros en cárceles donde ni la comida les llega, porque se la roban antes.

El Juez Ariel Lijo hoy debería tener juicio político. Planchó la causa durante cinco años, cubrió a Boudou y cía. durante todo este tiempo y como si esto fuera poco lo tuvo preso durante 70 días y no lo procesó. Hoy ya debería estar condenado por la causa Ciccone él, la jefa de la banda y toda la banda. El juicio oral Boudou-Ciccone comenzó en diciembre de 2017. La inicié el 10 de febrero de 2012. Esta causa no la inicio ni la corpo, ni Stolbizer que durante 12 años no vio delito K, ni Ocaña ni otros.

La causa Ciccone tiene un mínimo de pena de cinco años y un máximo de quince, en el cual son la mayoría ex funcionarios, falta la máxima figura, la ex Presidente, por eso, que el pueblo no se confunda, esta causa con la de las facturas truchas por los viajes, o la de la falsa operatoria por la deuda de Formosa va a juicio oral.

La Cámara de Casación rechazó rechazó los pedidos de Boudou, y por eso la causa está en un juicio oral, que se reanudará en febrero. La residual, quedan los otros funcionarios que colaboraron y participaron pero en especial los que coordinaron estos ilícitos, uno falleció, Néstor Kirchner, y la otra, Cristina Fernández. Además queda pendiente condenar a toda esta banda por la negociación de la deuda con Formosa.

Los investigadores descubrieron que la reestructuración de la deuda provincial de Formosa fue la antesala de la operación para levantar la quiebra de Ciccone Calcográfica, por la que el ex vicepresidente fue enviado a juicio oral.

Boudou, como Ministro de Economía, y el Gobernador formoseño Gildo Insfrán -quien fue acusado por el fiscal Carlos Rívolo y llamado a indagatoria por Lijo- acordaron un pago de 7.500.000 millones de pesos a la empresa The Old Fund, de Alejandro Vandenbroele, por servicios de la reestructuración de la deuda pública formoseña.

El juez federal Ariel Lijo, tomó la declaración indagatoria al ex director de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), Ricardo Echegaray, el 26 de octubre en el marco del caso por el salvataje de la ex Ciccone Calcográfica. Por eso lo procesó.

El magistrado avanzó en los pasos para enviar a juicio oral y público al ex vicepresidente Amado Boudou; a su amigo, el empresario José María Nuñez Carmona; al dueño de The Old Fund, Alejandro Vandenbroele; el antiguo dueño de la gráfica, Nicolás Ciccone, el ex jefe de asesores de la AFI Rafael Resnick Brenner; y el ex funcionario del Ministerio de Economía Guido Forcieri.

También le tomó la declaración indagatoria Katya Daura, ex directora de la Casa de la Moneda y otros implicados.

Las citaciones habían sido pedidas por el fiscal del caso, Jorge Di Lello, y así fueron convocados Echegaray, Daura; Pablo Jorge Amato y Jorge Enrique Capirone, de la Compañía de Valores Sudamericana (la reemplazante de la ex Ciccone Calcográfica), así como los integrantes de The Old Fund, Máximo Lanusse, Sergio Gustavo Martínez, Juan Carlos López (vinculado comercialmente a Vandenbroele); al gerente de Compras y Contrataciones de la Casa de Moneda, Juan Biasin, y la jefa de Área de Importaciones de Casa de Moneda, Analía Istueta. Todos ellos ya han declarado y están procesados.

Cuando realicé la denuncia por la causa Boudou-Ciccone, tenía dos razones fundamentales, una, ya no teníamos la auditoría del FMI, por lo cual podía comenzar el relato, pero si además se quedaban con la máquina de hacer billetes, bonos y otros valores, en forma privada, era el cierre perfecto para emisión descontrolada, además la falta de registración de bonos. Por eso es muy importante que el juez haya tomado la indagatoria al ex director de la AFIP, Ricardo Echegaray, y lo haya procesado, a él y a la ex Presidente de la Casa de la Moneda.

Además de Boudou, las figuras alcanzadas por el hecho son:

  • Ricardo Echegaray (ex titular de la AFIP): Está acusado de facilitar el levantamiento de la quiebra de Ciccone y permitir su control por Boudou.
  • Katya Daura (ex titular de la Casa de Moneda): Primero suspendió la compra de máquinas impresoras y luego licitó la impresión de billetes.
  • Jorge Brito (Presidente del Banco Macro): El juez sospecha que, junto a otros empresarios, habría aportado fondos para capitalizar Ciccone y evitar su quiebra
Ahora resulta que Boudou y compañía son unos buenos muchachos
100% de 1 voto

Comentarios